Madroñera – Arbutus unedo

Madroño - Arbutus unedo

Arbolito o arbusto perennifolio, siempre verde, de hasta 5 m de altura, de tronco corto y retorcido, con la corteza agrietada y la copa redondeada, espesa y oscura. Hojas simples, alternas, de 5-10 cm de longitud y 5 cm de ancho, aserradas, con dientes rojizos en su extremo, con pecíolo corto de 1-1,5 cm. Normalmente se multiplica por semillas y sus frutos se recogen en noviembre y diciembre. La germinación es lenta, prefiriendo los suelos silíceos y sueltos y soportando bastante bien la sequía. Los frutos son bayas globosas rojas o anaranjadas, con la superficie granulosa, con pulpa comestible y numerosas semillas de sabor agradable. Como casi todos los arbustos de la familia ericáceas, posee una gran capacidad para rebrotar rápidamente. Tras un incendio forestal, el madroño es uno de los primeros arbustos que dan una nota de color verde vivo en paisajes arrasados por el fuego.

Volver arriba